MANIFIESTO CONFORMISTA

Letras Luciano Deraco

Fotografía Paloma Márquez Franco

Fotografía Paloma Márquez Franco


 

Cuando omitir tiene más peso que decir,
cuando curamos
las heridas en vez de dejarlas en carne viva,
cuando elegimos reprimirnos a vivir,
cuando nos acecha la corrección política…
Somos buenos soldados del conformismo.

Me mataste, renaciste.
Me apagaste, te encendiste.
Me botaste, lo votaste.
Me cociste, me cogiste.
Ahora somos iguales, no tenemos nada que decir,
juguemos pues al silencio, de inocente nada.
Hagamos que escribir sea como jugar a tomar el té,
canje de palabras frágiles, elegantes y delicadas como los pocillos,
pero vacías.
Simulemos que somos normales,
entonces no tendremos de que opinar.
Sólo adornar con frases bellas,
el desfile de lobotomías con el que nos arrincona
un acartonado gris plomo.

Ahora que somos como todos, dialoguemos.