POESÍA MALA POESÍA | RECOPILACIÓN PARTE II

Letras Luciano Deraco

Diseño Luciano Deraco

Diseño Luciano Deraco


 

Bajos instintos

Como eso que no se puede decir ni razonar. Tampoco se ve. Sólo es sentir y dejar ser. Partículas de amor invisibles, perdidas entre el aire y la cera.
Texturas exquisitas entre madera y humanidad. Elevan, apenas si me encuentro.
Lloro, como el cítrico que arde (pero siento). Devoro, como el ácido corrosivo (pero transformo).
Vuelvo, camino y exploro, entre trastes y metales. Tus dedos, fuego y aire. Volcán o cascada de agua dulce.
Luz y sombra. Energía alterna. Sensible y sugestiva. Efímera y cruel. Incierta… Nómade y desprevenida. Atenta, alerta.
La novedad nos reúne… En la melodía del devenir.

Guerra de los sexos

Tonto, veloz, acotado, profundo, sensible, frío, dulzón, insulso, romántico, sin tacto, apresurado, lento, ansioso, tardío, patético, genial, trolo, chongo, frío, calentón, inconsciente, cerebral, nihilista, alegre, extremo, cobarde, sexual, asexuado, inseguro, corrosivo, irónico, atractivo, desagradable, moderado, zarpado, fiestero, solemne. Hombre, mujeres, hombre.

Duro

Dureza, textura inquebrantable, reposo firme. Buscar hendijas, resquebrajaduras, sumergirme en las profundidades. Eco entre las grutas, mi voz reverbera entre tus misteriosos pasadizos. Prefiero no volver, solo bajar y descubrir.
Presión, estruje y pasión. Esfuerzo y coraje para sortear tu voluntad inquebrantable. Mi destreza elude tus marcas. Delimito cada punto. Inquieto, sobrepaso en tus fronteras.
Relieves sólidos, dispuestos para encubrir la fragilidad de ese alma silenciada. Encuentro el sitio vedado al exterior de los necios.
Me refugio y huelo, en el vapor del deseo, la intensidad de tu dulzura.

Amo dejarte así

Qué bueno leerte así, lejos del rencor,
acercando tus aguas a la bienaventuranza.
Qué bueno sentirte apretando las venas
de la efervescencia, sin rozar ese maldito
estrés de lo incierto.
Qué bueno verte lejos de mí,
porque sé que sos libre
y no una proyección de mis placeres,
esos que guardo en el baúl de los recuerdos.
Qué bueno saber que aquellos días se fueron,
que ni siquiera sirven como desprecio
y sabor amargo.
Qué bueno disfrutarte en éste llano sereno,
sin pendientes peligrosas y frenos
descompuestos.
Qué bueno sonreírte. Vos, que bueno.

Nota Editorial: Recopilación del libro “Poesía Mala Poesía”. Para acceder a la primera parte de la recopilación dirigirse al enlace “Poesía Mala Poesía | Recopilación Parte I”